A.Vogel Blog
 

A.Vogel blog

Información sobre los beneficios de la planta medicinal fresca para la salud.

Plantas medicinales y minerales para la salud de la mujer

Por Equipo A. Vogel, el 8 marzo 2017, Plantas medicinales, Salud
Plantas medicinales y minerales para la salud de la mujer
1 (20%) 2 opiniones

Existen problemas de salud que afectan de forma única a la mujer por sus condiciones hormonales (menopausia, menstruación o afecciones que pueden derivar de un embarazo: varices, diabetes…), y otras que la afectan de forma diferente que a los hombres por condiciones fisiológicas (como por ejemplo en el caso de las infecciones del tracto urinario).

Por ello, desde A.Vogel hemos elaborado un listado de plantas medicinales y minerales que ayudan a mantener la salud de la mujer:

Arándano rojo

Arándano rojo para la cistitis

Las mujeres, sobre todo durante el puerperio o la postmenopausia, suelen verse afectadas por infecciones del tracto urinario provocadas generalmente por la bacteria Escherichia coli (E. coli) -responsable de la cistitis– pues, según datos del Centro de Información de la Cistitis, tres de cada diez mujeres han sufrido al menos un episodio de cistitis cada año.

El arándano rojo es eficaz frente a las infecciones urinarias por las proantocianidas de tipo A (PACs) que contiene, así lo asegura un estudio estadounidense publicado en la revista  BMC complementary and alternative medicine, que explica que las PACs pueden ser una opción terapéutica eficaz contra las biopelículas generadas por las bacterias causantes de dichas infecciones.

Salvia

Salvia para la mujer

La salvia (Salvia officinalis L.) es una de las plantas medicinales que ayuda a combatir de manera natural los síntomas de la menopausia, pues actúa ante los sofocos y modera la transpiración excesiva y los sudores nocturnos propios de esta etapa.

Calcio

El calcio es un mineral importante para el mantenimiento de la salud ósea y más aún durante la menopausia. De hecho, según la Menoguía Osteoporosis: prevención y tratamiento de la  Asociación Española para el Estudio de la Menopausia (AEEM), una dieta para prevenir la pérdida de densidad ósea debe incluir las cantidades óptimas de calcio y, también, de vitamina D.

Pero ¿cuáles son estas cantidades? Los expertos de la AEEM recomiendan que las mujeres en la premenopausia tomen por lo menos 1.000 mg de calcio por día y aquellas en la postmenopausia deben consumir 1.200 mg de calcio diarios. Eso sí, no se debe superar la ingesta de más de 2.000 mg de calcio por día debido a la posibilidad de efectos secundarios.

Las principales fuentes vegetales de calcio son las verduras verdes, como la col rizada, el brócoli y las espinacas. También contienen este mineral algunos frutos secos, como las almendras, y las legumbres, como la soja.

Valeriana

valeriana

Otro de los efectos de la menopausia son las alteraciones en los ciclos del sueño, como el insomnio ocasional. Una forma de afrontarlo es tomando valeriana (Valeriana officinalis L.), así lo sugiere una revisión de estudios publicada en la revista Menopause. La valeriana es conocida por sus propiedades sedantes y relajantes del sistema nervioso.

Esta planta puede combinarse con otras, como el lúpulo. De hecho, un  estudio publicado en la revista Fitoterapia , confirmó que los preparados de plantas medicinales que combinan la raíz y los rizomas de la valeriana con los estróbilos del lúpulo, son más eficaces para mejorar la calidad del sueño que la valeriana por sí sola.

Magnesio

El magnesio es otro de los minerales que juegan un papel fundamental para la salud ya que contribuye a la optimización de los niveles de vitamina D y es clave para el mantenimiento de los huesos y de los músculos, a los que hay que prestar especial atención durante la menopausia.

Asimismo, el magnesio interviene en muchos procesos de nuestro organismo que se pueden ver alterados con los desequilibrios hormonales propios de la menopausia. De hecho, una revisión de estudios científicos, advierte que un déficit de magnesio está relacionado con la aparición de los síntomas en la posmenopausia, como la osteoporosis o la osteopenia. Además, este mineral es un revitalizante natural por lo que contribuye a combatir la fatiga, el cansancio y la falta de ánimo.

La mayor parte del magnesio de nuestra dieta proviene de las verduras, como las de hoja verde oscura, pero también lo encontramos en las semillas de lino y las de girasol, las nueces, los anacardos, los plátanos, el aguacate, las alubias, y en productos elaborados a base de soja.

Castaño de Indias

Castaño indias

Las propiedades vasooconstrictoras y antiedematosas del castaño de Indias (Aesculus hippocastanum L.) resultan eficaces para aliviar uno de los problemas más comunes en las mujeres, las piernas cansadas, y las varices. Las semillas frescas de este árbol tienen un componente, la escina, que facilita el flujo sanguíneo y consigue disminuir la viscosidad de la sangre, volviéndola más líquida. También descongestiona los vasos sanguíneos y aumenta la resistencia capilar.

Isoflavonas de soja

Isoflavonas de soja

Los fitoestrógenos, como los que contienen las isoflavonas de soja, reducen la frecuencia de los síntomas característicos de la menopausia sin efectos secundarios apreciables, según afirma un estudio publicado en la revista Climacteric, editada por la Sociedad Internacional de Menopausia. Además, su combinación con magnesio supone una solución eficaz para las mujeres durante esta etapa puesto que también es común un déficit de este mineral, fundamental para estabilizar el sistema nervioso.

Compártelo en:
  • Permalink
  • etiquetas:

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Campos obligatorios marcados *

Por favor escriba los caracteres de la imagen captcha en el cuadro de entrada

Por favor escriba los carácteres que aparecen en la imagen

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Leer más
Alimentos para una cena ligera que favorecen la digestión

Al llegar a casa después de un largo día de trabajo, muchas veces lo que menos apetece es preparar una...

Cerrar